El presidente Abinader suspende de manera temporal a Leonardo Faña

El presidente Luis Abinader decidió la suspensión temporal del ingeniero Leonardo Antonio Faña, como director del Instituto Agrario Dominicano (IAD), tras la denuncia formulada en su contra por supuesta agresión sexual.

La medida fue tomada de conformidad con el artículo 88 de la Ley 41-08 de Función Pública.

En los medios de comunicación trascendió este martes que contra el director del IAD existe una denuncia invocada el pasado 18 de enero de este año por María Isabel Flores Encarnación, gerente financiera de la entidad, lo que supone el inicio de una investigación judicial sobre el incidente y la aplicación de la ley de Función Pública para la suspensión temporal del funcionario denunciado.

El texto legal aplicado por el Poder Ejecutivo como máxima autoridad de la Administración, establece que cuando para realizar una investigación judicial o administrativa, fuere conveniente a los fines de la misma, suspender a un servidor público, procedería hasta por sesenta días continuos, siendo posible la prorrogación de esta por una sola vez.

Faña había solicitado la tarde de este martes al presidente Abinader, una licencia en sus funciones para enfrentar “sin tropiezos” las acusaciones que les hace la exfuncionaria de la institución.

En una carta al gobernante, Faña expresa que: “Me permito, señor presidente, solicitarle una licencia laboral, para con ello, cesante de mis funciones, poder enfrentar sin tropiezos esta causa política en la que demostraré mi inocencia, fuere en el plano legal o político”.

El funcionario dice que nunca se atrevería a manchar el digno nombre del Gobierno que preside Luis Abinader, al tiempo de reiterar que demostrará su inocencia.

“Nunca me atrevería a manchar el digno Gobierno que usted preside, del que hoy soy parte, por la confianza que ha puesto sobre mis hombros, en esas atenciones me considero inocente y voy a demostrar de manera contundente que esto es parte de la persecución política que por años he recibido”, precisa Faña.