Haití espera Jamaica extradite al principal sospechoso del asesinato del presidente Jovenel Moïse

El Ministro de Relaciones Exteriores de Haití, Claude Joseph, ha ratificado hoy que el asesinato del presidente Jovenel Moïse no quedará impune y que para ello el Estado haitiano encamina  gestiones oficiales con el Gobierno de Jamaica para la extradición Marco Antonio Palacios, principal sospechoso del crimen contra el mandatario haitiano.

Asimismo, en su discurso al  pueblo haitiano, el Primer Ministro, Ariel Henry, aseguró  la voluntad del gobierno de que el magnicidio no quede impune y que está determinado a combatir las bandas, principales problemas de la inseguridad en el país.

El país está pasando por momentos difíciles, reconoce el Primer Ministro, pero el gobierno sigue de pie, está trabajando y con fe en el diálogo con todos los sectores vitales de la sociedad haitiana, va llevar al país adelante.

Claude Joseph
Ministro de Relaciones Exteriores de Haití, Claude Joseph

El ex militar colombiano se encontraba huido de la justicia haitiana, pero fue detenido la pasada semana en Jamaica. Estamos a la espera de su extradición, sostuvo el canciller haitiano.

Hemos avanzado gestiones con la canciller de  Jamaica,  Kamina J. Smith sobre el caso de Palacios y los asuntos penales  que el ex militar colombiano  tiene pendiente con la justicia haitiana, dijo el canciller haitiano.

Oficialmente el Gobierno de Haití ha solicitado a la República de Jamaica  la extradición de Marco Antonio Palacios para que responda ante la justicia haitiana sobre su responsabilidad en la organización y ejecución del plan que dio al traste con  el magnicidio contra el mandatario haitiano, expresó Joseph.

Informó que las autoridades de Colombia están al tanto de las gestiones que hace Haití para la extradición del mercenario Palacios. Personalmente  me he reunido el pasado 26 de octubre  con la vicepresidenta de Colombia, Marta Lucía Ramírez, con quien traté todo lo relativo al prófugo Palacios, quien dirigía  el comando colombiano que ejecutó al presidente  Moïse el pasado 7 de julio en su residencia, ubicada en el barrio de Pelerin, Petion Ville en Puerto Príncipe.