Domínguez Brito dice es posible una alianza PLD y Fuerza del Pueblo

El aspirante a la candidatura presidencial de la República por el Partido de la Liberación Dominicana (PLD), Francisco Dominguez Brito, aseguró que en una posible alianza entre esa organización política y la Fuerza del Pueblo nunca se sentaría en una mesa de trabajo junto a Félix Bautista.

«Yo no voy a trabajar en nuestro gobierno con nadie, absolutamente con nadie que esté involucrado en casos de corrupción», expresó Dominguez Brito al referirse a Bautista; a quien sometió a la justicia en el 2014 cuando se desempeñaba como procurador general de la República.

Al ser entrevistado por el periodista Graymer Méndez el en programa «Casi Personal», transmitido los domingos a las 7:00 de la noche por Teleradio América; el también miembro del Comité Político del PLD, añadió que de llegar a ser presidente no toleraría que ninguno de sus funcionarios incurra en actos de corrupción.

Con relación a los sometimientos a ex funcionarios que guardan prisión por supuestos actos de corrupción, puntualizó que: «Si usted ha sido muy hombre o mujer para coger lo ajeno, tiene que ser muy hombre o mujer para ir a la cárcel».

Expresó que: «el PRM fue permeado seriamente por el narcotráfico y no he visto ninguna investigación seria sobre eso», al referirse a la labor de los procuradores adjuntos Wilson Camacho y Yeni Berenice Reynoso.

Dominguez Brito denunció que el gobierno central está influyendo en las decisiones del Tribunal Superior Administrativo (TSA) y que varios de sus jueces han perdido la independencia, para favorecer al Poder Ejecutivo.

Por otro lado, el ex funcionario calificó de inoportuna y preocupante la propuesta de reforma constitucional del presidente Luis Abinader para reestructurar el Ministerio Público y el Poder Judicial. En ese sentido, aseguró que el actual gobierno busca tener el control total del sistema de justicia dominicano.

En otro orden, dijo que en su discurso de rendición de cuentas el pasado 27 de febrero, el primer mandatario no fue convincente en la búsqueda de soluciones a los altos costos de los productos de primera necesidad. «El presidente no dio respuesta en su discurso de cómo va a bajar la canasta diaria, cada día todo sigue subiendo. Y lo peor señor presidente, el problema no es que las cosas aumenten, sino que usted basó su campaña diciendo que iba a bajar los precios», expresó.

Exigió al gobierno una explicación del por qué las compras de carbón mineral para la Central Termoeléctrica Punta Catalina se están haciendo grado a grado y no mediante el sistema de subasta. Destacó además que, el Estado tuvo una pérdida de casi 200 millones de dólares cuando el gobierno dejó agotar el carbón.