Una semana que cerró caminos a la pretensión continuista

Pocas semanas políticas como la que concluye este domingo fueron tan decisivas para cerrarle caminos al continuismo de la cúpula del PLD, representada en el interpósito Gonzalo.

Lunes 1. Oposición sale de abajo de una patana. El Senado acepta la decisión de los diputados,

esquivando la oposición la trampa gobiernista para que rechazara la ampliación del estado de emergencia y acusarla de las consecuencias negativas que acarreara un rebrote del COVID-19, fuera en la realidad o en los boletines que maneja a discreción el ministro de Salud.

El plan gubernamental quedó al descubierto cuando varios de sus voceros, como la Vicepresidente de la República, se precipitaron a acusar a los opositores de “llevar al país al precipicio”, si rechazaban la extensión.

Los opositores rebajaron de 25 a 12 días el Estado de Emergencia, recortando sustancialmente el margen del gobierno para continuar despilfarrando en la campaña de sus candidatos presidencial y congresuales, los empréstitos y donaciones recibidos para combatir el Coronavirus.

No menos importante es que para el país quedó claro que cualquier rebrote o percance del manejo del Coronavirus hasta las elecciones, es de la única responsabilidad del gobierno del PLD, sea por hacer politiquería y clientelismo con la pandemia, distraerse en los negocios de las compras de insumos y servicios, o mostrando que no han sido capaces de administrar la crisis con eficiencia.

Martes 2. Se cae estrategia PLD de imponer debates a su conveniencia. ANJE hace público que no podría celebrar su famoso debate con los candidatos presidenciales, porque el improvisado aspirante gobiernista Gonzalo se excusó “por asuntos de agenda”, como si la invitación no le hubiese llegado anticipadamente.

La estrategia del PLD para que el debate fuera efectuado sólo entre los candidatos opositores Luis Abinader y Leonel Fernández, siendo el gobiernista el que más tenía sobre qué responder, quedó evidenciada cuando el presidente del PRM, José Paliza, ratificó que Abinader iría al debate con la única condición de que acudieran los tres, y rechazando la pretendida potestad del PLD para decidir quién, cuándo y cómo debatía.

Miércoles 3. El capital en la Cumbre. La cúpula del capital del país recibe en las oficinas de la Asociación de Industrias, de la Torre Empresarial, a Roberto Fulcar y Eduardo Sanz Lovatón, del comité organizador de la Cumbre por la Unidad y la Recuperación Nacional, propuesta por Luis Abinader como respuesta unificada del país a los devastadores efectos sanitarios, económicos y sociales del Coronavirus.

Presentan sus propuestas de la Cumbre para encarrilar el porvenir del país, el CONEP, ASONAHORES, Asociación de Zonas Francas, Cámara de Comercio-SD, ACOPROVI, CODOPYME y ANJE, entre las más de 3 mil 100 organizaciones que formulan la nueva agenda nacional.

Jueves 4. Waterloo por Catalina. También ese día el ingeniero Antonio Almonte, alto dirigente del PRM y técnico de reconocida capacidad y credibilidad, corona informaciones oficiosas indicativas de por qué el gobierno primero anunció la venta de la Central Termoeléctrica de Punta Catalina, y sin dar explicación dijo luego que no lo haría.

Además de sobrecostos de construcción, las plantas #1 y #2 no están en capacidad de operar en los rangos de potencia diseñados y aprobados, según informe de la empresa Grupo Canario SRL, contratada por CDEEE para someter a ambas unidades a las Pruebas de Verificación de Restricciones Operacionales, que no pasó la #1, pese que ya el gobierno la recibió a satisfacción.

Las cosas pueden ser más graves, según rumores de ámbitos cercanos a la obra, que hablan de daños específicos en las unidades #1 y #2, dando sustento a la percepción pública de que Punta Catalina podría devenir en un Waterloo para el gobierno del PLD, desde que rescindió el concurso internacional que precalificó a 6 empresas para construir 1,000 megavatios con posibilidad de ampliación a 1,500.

Viernes 5, sábado 6. Gonzalo se paniquea y comete gravísimos errores. Al parecer alarmado por números de encuestas informándole que va quedando muy atrás en la competencia, Gonzalo toca la tecla de la corrupción, equivalente a mentar soga en casa del ahorcado, por todos los expedientes en que se le menciona.

Y reclamando “derecho” ¿o torcido? que tienen los peledeístas de violar la ley, reclama que no lo cuestionen por violar el toque de queda, el aislamiento social y otras restricciones, empujado por una campaña desesperada y sin remedio.

Domingo 7. Luis prende la Cumbre. Luis Abinader sella la Cumbre por la Unidad y la Recuperación Nacional con el acierto de proponerla como una Consulta Nacional Permanente, preanunciando su gobierno como marco de democracia participativa, que tanto ha faltado en un país de 8 años de gobierno ciego, sordo y mudo, incapaz de concertar ¡NADA!

Por Nelson Marte