Santo Domingo Norte, apuesta al futuro de la juventud

El pasado viernes, 26 de marzo, la Alcaldía de Santo Domingo Norte, celebró su cuarta entrega del Premio Juvenil 2021; un colorido y entusiasta galardón, cuyo objetivo es impulsar el talento de los jóvenes pertenecientes a esa demarcación geográfica que se destacan mediante las diversas manifestaciones sociales del arte, la cultura, la religión, la educación, el emprendedurismo, el deporte y el liderazgo social y político. 

Este importante evento de la municipalidad, contó con trece premiaciones que son: Aporte a la salud; junta juvenil del año; excelencia preuniversitaria; excelencia postuniversitaria; influencer del año; emprendimiento; liderazgo político; liderazgo religioso; deportista nacional; deportista internacional; voluntariado del año; liderazgo social comunitario y colaborador honorifico. En tanto que, durante la celebración, se entregaron varios reconocimientos especiales y se estableció además el premio “Nuevo Norte”, como símbolo de la más alta distinción otorgada a los ganadores. 

La premiación, a cargo del departamento de juventud del ayuntamiento, surgió en el año 2014, y desde entonces, ha reconocido a decenas de jóvenes que con mucho esfuerzo consiguieron alcanzar sus metas, las cuales contribuyen al desarrollo y progreso del municipio, incluso, convirtiéndose en referentes para su entorno al integrar su desarrollo educativo con una experiencia social colaborativa que posteriormente ponen en práctica, en el marco de sus propias carreras profesionales.

En la actualidad, producto de las dificultades que enfrenta nuestra sociedad, la juventud, atraviesa una crucial etapa que vulnera su autoestima, donde carece de las motivaciones que necesita para alcanzar la madurez. En ese contexto, es importante propiciar actividades que sirvan como elemento de motivación, para que, los jóvenes, se reconozcan a sí mismos y entonces, puedan comenzar a trillar un proceso que defina sus sueños, metas y propósitos, en la vida.

Los jóvenes necesitan superar las facetas más complicadas, que es donde se generan sus propias expectativas personales, para luego, trabajar con voluntad, severidad y disciplina, hasta alcanzar el éxito. Sin embargo, requieren necesariamente sincronizarse con el proceso de transformación social, para que sean ellos mismos quienes consigan marcar su destino. Por tanto, resulta propicio felicitar el esfuerzo del alcalde, Carlos Guzmán, porque con su visión, integradora de los segmentos de juventud, está construyendo el puente de esperanza que conducirá hacia un Nuevo Norte. 

Por Fitzgerald Tejada Martínez