www.dominicanoahora.com

Síguenos

Jueves, 4 de Jun 2020

Ultima Actualización:08:04:26 AM GMT

Ud. está aquí: Opinion Columnistas El 30% de los fondos de pensiones

El 30% de los fondos de pensiones

E-mail Imprimir PDF
ebert

Le conviene al país, al gobierno y a los ciudadanos ante la crisis económica que se avecina, me refiero al adelanto del 30% de los fondos de pensiones, a quienes no le hace mucha gracia es a los administradores de esos fondos, han llegado a pensar que estos le pertenecen.

Para el ciudadano de a pie, sería una opción que no se le debería negar, ante las reales circunstancias, en el entendido que este dinero les pertenece a ellos, no a quienes lo administran.

En los actuales momentos y gracias a todas las ayudas que ha recibido la población, generada por el gobierno y algunos sectores empresariales, estos recursos no se hacen tan necesario, a pesar del inoportuno fardo que comienza a sentir la clase media, con el aumento de todos los productos de la canasta familiar.

Desde el comienzo de la cuarentena, en la segunda quincena del mes de marzo, los supermercados, a pesar del agosto que han hecho en esta época de COVID 19, no han publicado un solo especial de ningún producto básico de la canasta familiar. Muy por el contrario, muchos de ellos han aumentado de precio, no obstante, los “esfuerzos” de Pro-Consumidor.

No hay que esperar que llegue la desesperación y los problemas si hay alternativas, no hay que poner inconvenientes donde no los debe haber. El Ejecutivo, sin la necesidad del Congreso, puede, si quiere, facilitar el acceso de los ciudadanos al 30 % de sus ahorros en los principales bancos comerciales.

Es indiscutible que se avecina una gran crisis económica a nivel mundial y como siempre los más perjudicado serán los de menor fortuna, las grandes mayorías. Las aseguradoras y manejadoras de fondos de pensiones reciben enormes beneficios mientras niegan servicios médicos esenciales y ahora, ante las actuales circunstancias, niegan el avance de los propios fondos de los ahorrantes.

Se oponen a la entrega de apenas un 30%., en ocasiones con argumentos de poco peso, en otras sin ninguno, porque no hay nada que argumentar. La decisión de retirar o no estos fondos, debe ser derecho y prerrogativa de cada propietario, de nadie más.

Se supone que el congreso y los congresistas deberían legislar para esas mayorías que le eligieron y no para los intereses de unos pocos, que nunca ellos ni sus familias saben lo que es no tener que comer. No obstante, en caso contrario y por tratarse de un estado de emergencia, el Poder Ejecutivo se puede tomar esa licencia.

Pero, mucho ojo, la entrega del avance de un 30% de los fondos de pensiones de cada ahorrante, no puede convertirse en un engaño más. Significa que tiene que ser un beneficio redistributivo a ellos, sin la intermediación de agentes financieros.

Algo más, nada tiene que ver este reclamo que hace y necesita una gran parte de la población, con la colocación de 40 mil millones en bonos de estos mismos fondos por parte del Ministerio de Hacienda, beneficiando por demás a cuatro reconocidas administradoras de estos fondos.

No confundan más, no es cierto que la devolución del 30% de estos fondos vaya a complicar la estabilidad macroeconómica, es todo lo contrario, máxime cuando, ante la crisis que se avecina, lo que necesita nuestra economía es que, principalmente la clase media tenga liquidez, para que precisamente tenga capacidad de consumo y pueda dinamizar la economía.

Compatir