Los barrios y el coronavirus

Imprimir
epifania

En días pasados publiqué en mi muro de Facebook unas imágenes relacionadas con la ignorancia, y le pedí a Dios que perdonara a las personas humildes de los barrios de este país, ya que definitivamente no saben lo que hacen.

Esta plegaria se fundamentó en la observación diaria y en un consenso realizado con varias personas conocidas que, al igual que yo, residen en barrios marginados.

Últimamente se ha popularizado la costumbre de jugar al “escondido” con los militares que velan por el cumplimiento del toque de queda, establecido por el gobierno como una forma de contrarrestar la propagación del coronavirus. Se agrupan en las esquinas, y cuando los efectivos policiales vienen, todos corren despavoridos, como alma que lleva el Diablo.

Esta falta de conciencia tan grande, me ha obligado a pensar que estas personas, es posible que crean que este virus sólo ataca a los famosos, a los de alta posición económica, inclusive, escuché a alguien decir que era igual al chikunguya, ya que atacaba a las personas de diferentes maneras. Ese comentario indica, a todas luces, su desconocimiento de esta enfermedad, que se transmite por la picadura de mosquitos hembra infectados, por lo cual no se contagia.

Las epidemias y pandemias se podrán considerar como plagas, pero la plaga más grande es la gran ignorancia.

Me pregunto: ¿Será necesario que varios “tigueres” de los barrios se infecten y mueran, para que se entienda que este virus no es propiedad exclusiva de los popis?.

Por Epifania de la Cruz
*La autora es psicóloga clínica
.

Compatir