www.dominicanoahora.com

Síguenos

Ud. está aquí: Opinion Columnistas Las crisis y la manera de enfrentarlas

Las crisis y la manera de enfrentarlas

E-mail Imprimir PDF
daniel

A lo largo de la historia se registran períodos en los que los seres humanos nos hemos visto afectados por alguna epidemia que, en la mayoría de los casos, se convierten en una crisis de orden económico, fruto de los estragos causados. Es más, me atrevería a asegurar que, en definitiva, todo estado de calamidad colectiva, deriva, indefectiblemente, en una crisis económica.

Lo más importante entonces, es la manera en que son enfrentados los hechos, cómo se logra anticipar las iniciativas que permitan mitigar los efectos negativos que se producen en el aparato productivo de las naciones que resultan afectadas por este tipo de fenómenos.

Si bien es cierto que la crisis por la cual atravesamos en estos momentos no es en principio económica, sino más bien de salud; no es menos cierto que, como consecuencia de sus efectos, esta pandemia provocada por el coronavirus, nos ha sumido en una grave crisis económica, cuyos alcances no hay forma de preverlos con exactitud en estos momentos, pero lo cierto es que serán sumamente significativos.

Así lo han expresado ya representantes de algunos de los sectores productivos de la República Dominicana, que han visto reducidas a cero, sus actividades productivas, por lo cual aseguran desde ya, que las pérdidas son millonarias.

Nuestras autoridades tienen ante sí un gran reto, además de decidir la forma de encarar la epidemia, deben delinear un plan de acción que le permita al país, además de contrarrestar la propagación del virus, iniciar el proceso de recuperación, es decir, debe anticipar desde ya, las medidas que pudieran ponerse en acción para tratar de mitigar los efectos de la crisis y el inicio de la recuperación económica de los sectores productivos.

En estos momentos de crisis es cuando se precisa de líderes que asuman el control de la situación, actuando con cabeza fría, y no me refiero a “control”, en el sentido de asumir las decisiones de manera unipersonal. La crisis debe ser enfrentada por todos, se precisa del concurso de todos los sectores de la sociedad dominicana.

El impacto de las medidas que se han sido implementadas para tratar de frenar la propagación del COVID-19, han significado una especie de paralización de las actividades productivas, lo cual se traduce, sin lugar a dudas, en una crisis económica que, dependiendo de lo atinado de las medidas que se pongan en marcha (si es que se toman a tiempo), será más o menos grave.

Esperemos que nuestros “líderes” asuman su responsabilidad ante esta crisis, y puedan anteponer, aunque sea por esta vez, los intereses la nación a sus propios intereses partidarios.

Por Daniel Rodríguez González

Compatir