Ud. está aquí: Opinion Columnistas Leonel Fernández, del 96 al 2020

Leonel Fernández, del 96 al 2020

E-mail Imprimir PDF
ebert

Con su salida del PLD, el Doctor Leonel Fernandez Reyna le hace el juego y complace las fuerzas políticas que, desde hace mucho tiempo, apostaban por la división del partido morado.

En 1996, fue el principal artífice que llevó a un Juan Bosch a levantar la mano de Joaquín

Balaguer, un enemigo por antonomasia, logrando el poder y masificando un partido de cuadro, hasta ese momento.

Regresa al poder en 2004, luego del desastre bancario producido por la forma irresponsable del manejo de la economía del expresidente Hipólito Mejía, se respóstula en 2008, desconociendo lo acordado con el licenciado Danilo medina y se impone con la fuerza del Estado.

Intenta reelegirse en 2012, pero los índices de popularidad no le favorecen y se ve en la obligación de dar paso a Medina, única vía para que el PLD se mantuviera en el poder. Medina gana con más del 55 por ciento de los votos emitidos.

En diciembre 2013 se realiza el 8vo Congreso “Comandante Norge Botello” donde Medina reafirma su liderazgo dentro del PLD y se reformulan los comité político y central, principales organismos de dirección del partido.

En septiembre 2014, a raíz del revés político sufrido en el 8vo Congreso “Comandante Norge Botello” Fernández hace público un artículo en el Listín Diario, donde intenta desmeritar el liderazgo de Medina.

De paso admite que, en sus 12 años de gobierno impero el clientelismo y la compra de consciencia, atribuyendo su falta de liderazgo a su incapacidad de no poder otorgar “puestos y sobrecitos”.

En 2016 condiciona un segundo mandato de Medina con el otorgamiento de cuotas de poder y posiciones para sus seguidores dentro del partido de la estrella amarilla. Medina gana en primera vuelta, con aproximadamente un 62 por ciento del total de los votos emitidos.

Estas derrotas consecutivas, dentro y fuera del PLD, aumentaron la inconformidad de Leonel que, en 2018 inicia una cruzada para lograr candidatura presidencial del PLD, oponiéndose de inicio a una posible reelección de Medina.

En julio 2019 Fernández encabeza protesta frente al Congreso Nacional ante la posibilidad de una modificación a la constitución dominicana, unos días más tarde Medina anuncia que no optará por un nuevo mandato.

En septiembre 8 de este mismo año, el sector de Medina elige a Gonzalo Castillo como precandidato a la presidencia, ganándole 27 días después al expresidente Fernández, que inmediatamente proclama un fraude en su contra, versión que desmiente el árbitro electoral.

El pasado domingo 21 de octubre, Fernández renuncia irrevocablemente como presidente del PLD y comunica la creación de su nueva organización en el seno del PTD (partido de los trabajadores dominicanos) ahora “fuerza del pueblo”.

No obstante, el artículo 49.4 de la nueva ley electoral 33-18, prohibir explícitamente, esta situación e impedir que Fernández opte a la candidatura presidencial en mayo 2020, eso dicen los entendidos en la materia, hay que esperar ver si habrá amparo en las “altas cortes”.

Por Ebert Gómez Guillermo

Compatir