Ud. está aquí: Opinión Columnistas El doctor Orlando Jorge Mera

El doctor Orlando Jorge Mera

E-mail Imprimir PDF
nelsido

El doctor Orlando Jorge Mera encarna la autenticidad del político etíco y opósición. Ya el no es Orlandito, el jovencito abogado que vimos junto a un grupo de juristas subir a estrado a defender con gallardía la dignidad y el honor de su padre, mancillados por la poderosa huestes balagueristas.

Ahora de quien se trata es del doctor Orlando Jorge Mera, quien desde diferentes tribunas,

y con gran manejo de los códigos comunicacionales, asume con firmeza y verticalidad su rol como hombre de partido y ente opositor.

Con sencillez, altura y sin arrogancia, desde su columna en este mismo diario leemos a Jorge Mera y, en cada artículo hacer urticantes críticas a un gobierno que el mismo ha calificado de más de lo mismo. Por igual en cada entrega en su programa de televisión, los domingos, en el cual analiza el palpitar nacional e internacional y entrevista a figuras conocedoras del tema para el cual fue invitado.

El doctor Jorge Mera ha tenido que, a fuerza de tropiezo y sacrificio, crecer, abrirse paso y colocar su imagen como dirigente político, social y comunicacional, y sobre todo, tener que lidiar con un pasado donde su padre, un ex presidente de la República quien se vio forzado por la inquina y la malquerencia comparecer por ante los tribunales.

No hay que olvidarse que el PLD es el gobierno que encarna uno de los más escandalosos casos de corrupción, como lo fue el de la Sun Land, del cual Orlado Jorge Mera fue uno de los que lo denunció y le dió el seguimiento hasta su triste final.

Una vez más la lucha política, a través de los medios que controla el propio gobierno, se quiere circunscribir tan solo entre el sector que encabeza Leonel Fernández y la franja del presidente Danilo Medina, aunque se sabe que ello es en la forma, porque en el fondo ambos son salidos del mismo vientre.

Los problemas que dejó la gestión Fernández se siguen acrecentando en la actual gestión, a pesar de ver a un Danilo brincar un charquito de agua, juntarse con productores de orégano, sembradores de jengibre y entregar un dinerito al cura de una parroquia para que compre un inversor. Igual que Orlando Jorge, soy de los que entienden que los enemigos de la historia han apuñaleado la institucionalidad democrática de la República y pisoteado las acciones éticas y morales y con saña y escarnio se han mofado del erario.

Por Nélsido Herasme

Compatir