Un candidato demócrata truena contra Obama

Imprimir
Frank Caprio

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, programó este lunes un acto de campaña en Rhode Island, pero no está teniendo una cálida bienvenida por parte de su correligionario, el candidato a gobernador demócrata.

Ante las noticias de que Obama se abstiene en respaldar al demócrata Frank Caprio durante su gira por el estado, Caprio le dijo a una estación de radio local que el presidente puede “tomar su respaldo y meterlo donde le quepa”.

“Tuvimos una de las peores inundaciones en la historia de los Estados Unidos hace unos meses, y el presidente Obama ni siquiera vino a Rhode Island, como hizo el presidente (George W.) Bush cuando Nueva Orleans tuvo sus problemas. Él nos ignoró y ahora viene a Rhode Island y nos trata como un cajero automático”, dijo Caprio, también tesorero estatal, a John Depetro de WPRO.

Caprio está empatado en las encuestas con el ex senador republicano Lincoln Chafee, quien compite de manera independiente. Chafee, el único republicano que votó en contra de la autorización de la invasión a Iraq en 2003, perdió la reelección al Senado en el 2006 y más tarde abandonó el Partido Republicano.

Chafee salió a apoyar al entonces candidato presidencial Obama en 2008, diciendo entonces: “Creo que el senador Obama es el mejor candidato para restaurar la credibilidad estadounidense, para restaurar nuestra confianza de ser morales y juntar a la gente para resolver los complejos problemas, como la economía, el medio ambiente y la estabilidad mundial”.

El Providence Journal informó el lunes que la Casa Blanca determinó, de antemano, que en el viaje de Obama al estado no habría respaldo oficial a Caprio: un extraño desaire del presidente a un candidato demócrata viable para la gubernatura, especialmente en un año en que los demócratas tratan desesperadamente de mantener su ventaja en legislaciones locales en todo el país.

“Yo nunca solicité al presidente Obama su respaldo”, dijo Caprio. “Lo que sucede aquí es la política de expertos de Washington en su peor momento. Tienes a dos antiguos senadores, el senador Chafee y el ex senador Obama, quienes tras bastidores tratan de reunir un respaldo para el senador Chaffee, y quién sabe si se concrete”.

“Lo que quiero decirle al presidente Obama con toda claridad es que portaré como una medalla de honor y de valor que él no me quiera respaldar como demócrata”, continuó. “Yo soy un tipo diferente de demócrata”.

Mike Trainor, vocero de Chaffee, dijo a CNN que los comentarios fueron “muy desmedidos e impactantes”.

Un líder demócrata dijo a Jessica Yellin de CNN, que la decisión de la Casa Blanca es “poco profesional”.

“Lo que olvidan es que el presidente Obama es el líder del partido, y algunas veces eso significa que debes apoyar al partido sobre tus amigos. Esto es especialmente cierto cuando consideras que estamos en el peor momento desde 1994”, dijo el demócrata.

Caprio había planeado asistir a eventos con Obama en Woonsocket y en Providence, en donde el presidente recorrerá una fábrica y recaudará dinero a favor del alcalde de Providence, David Cicilline, quien busca reemplazar a Patrick Kennedy en la Cámara baja.

Hablando con WPRO, Caprio esquivó preguntas sobre si aún tenía pensado asistir a esos eventos con el presidente.

La Casa Blanca no ha comentado sobre las afirmaciones de Caprio.

Compatir