www.dominicanoahora.com

Síguenos

Ud. está aquí: Internacionales Asia Se eleva a 321 los muertos en serie de atentados contra iglesias y hoteles de lujo en Sri Lanka

Se eleva a 321 los muertos en serie de atentados contra iglesias y hoteles de lujo en Sri Lanka

E-mail Imprimir PDF
atentado-iglesia-Sri-Lanka

El número de muertos en la serie de atentados en el Domingo de Resurrección en Sri Lanka contra iglesias y hoteles de lujo se elevó a 321, mientras los heridos se mantienen en más de 500, según el último recuento facilitado por las autoridades locales en una jornada de luto nacional.

Las autoridades acusan a extremistas religiosos de los ataques, catalogados como el peor episodio de violencia vivido en el país desde el fin de la devastadora guerra civil, hace una década.

El portavoz de la policía Ruwan Gunaseker, informó que asciende a 24 el número de personas arrestadas en relación con los atentados.

Por lo menos dos de los ocho ataques fueron perpetrados por suicidas, de acuerdo con la policía y fuentes coincidentes.

En tanto, tres policías murieron cuando otro suicida hizo estallar explosivos durante el allanamiento a una casa en busca de sospechosos, apuntaron las mismas fuentes.

Este lunes, la policía también informó sobre el hallazgo de una bomba artesanal en una vía de acceso al aeropuerto de Colombo, aunque el dispositivo fue desactivado por peritos de la Fuerza Aérea.

Las seis primeras explosiones ocurrieron de forma coordinada hacia las 8.45 horas (2.30 GMT) en al menos tres hoteles de lujo en Colombo: el Cinnamon Grand, el Kingsbury y el Shangri-La, todos de categoría cinco estrellas.

También en una iglesia de la capital, otra en Katana, en el oeste del país, y la tercera en Batticaloa, en el este de la isla, explicó el portavoz de la Policía de Sri Lanka, Ruwan Gunasekara.

La séptima detonación, en la que hubo dos fallecidos, se registró horas más tarde en un pequeño hotel situado a unos 100 metros del zoo de Dehiwala, un suburbio ubicado a una decena de kilómetros al sur del centro de Colombo.

A primera hora de la tarde se ha producido la octava explosión en el complejo residencial en Dematagoda, en Colombo.

Tras las primeras explosiones, fuentes consultadas por AFP confirman que “Hay muchas personas heridas, algunas de ellas en estado crítico”.

Las mismas fuentes agregaron que 254 personas han sido ingresadas en un hospital en Colombo y que 60 heridos habían sido reportados en dos ataques fuera de la capital.

Según esta fuente, al menos 64 personas murieron en Colombo, donde tres hoteles de alto nivel y una iglesia fueron alcanzados. En Negombo, al norte de la capital, 67 personas murieron en una iglesia y otras 25 en otra iglesia en Batticaloa, al este de la isla.

Los católicos de Sri Lanka, como los del resto del mundo, fueron a la misa de Pascua el domingo, uno de los aspectos más destacados del año religioso cristiano. Todas las celebraciones de Pascua han sido canceladas en el país, anunció la archidiócesis.

“Por favor, permaneced en calma y dentro de las casas. Hay muchas víctimas, incluidos extranjeros”, aseguró en Twitter el ministro de Sri Lanka para las Reformas Económicas y la Distribución Pública, Harsha de Silva, tras visitar varios de los lugares atacados.

De Silva señaló que habían convocado una reunión de emergencia y se mostró conmocionado por lo que había visto.

“Escenas horribles. He visto miembros amputados esparcidos por todos lados. Equipos de emergencia están desplegados en su totalidad en todos los puntos. (...) Hemos llevado muchas víctimas al hospital, esperamos haber salvado muchas vidas”, relató el ministro.

Todas las escuelas del país permanecerán cerradas el lunes y el martes, según ha confirmado el Ministerio de Educación.

Imágenes difundidas por los medios locales muestran la magnitud de la explosión en al menos una de las iglesias, con el techo del templo semidestruido, escombros y cuerpos esparcidos mientras la gente trata de socorrerlos.

Los fieles celebraban hoy el Domingo de Resurrección, el día más importante dentro de los ritos de la Semana Santa.

Los ataques contra minorías religiosas en la isla se han venido repitiendo en el pasado, los últimos de relevancia en 2018, cuando el Gobierno tuvo que declarar el estado de emergencia después de se produjeran enfrentamientos entre musulmanes y cingaleses budistas con dos muertos y decenas de detenidos.

En Sri Lanka la población cristiana representa el 7%, mientras que los budistas son cerca del 70%, los hinduistas son el 15 % y los musulmanes el 11 %.

La comunidad internacional condena los atentados
La comunidad internacional condenó dichos atentados con bomba que han golpeado este domingo tres hoteles de lujo, una pequeña pensión y tres iglesias en Sri Lanka.

"Con horror y tristeza escucho sobre las bombas en Sri Lanka que le han costado la vida a tanta gente. Mis sentidas condolencias a las familias y a quienes se acercaron para rezar pacíficamente o para visitar ese hermoso país. Estamos preparados para respaldar", publicó en la red social Twitter el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker.

Por su parte, el presidente del Parlamento Europeo, Antonio Tajani, se sumó a la tristeza por los atentados y pidió que se respete la libertad religiosa.

"Incluso el Domingo de Pascua hay quienes siembran odio y cosechan muerte. Los ataques en las iglesias de Sri Lanka atestiguan un genocidio real perpetrado contra los cristianos. Oremos por las víctimas inocentes y trabajemos por la libertad religiosa en todo el mundo", declaró Tajani.

El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, mostró en un tuit su "más enérgica" condena por los "terribles atentados" que "nos hacen llorar".

"El terror y la barbarie no nos doblegarán nunca. Mi apoyo y cariño a todas las víctimas y familiares", comentó Sánchez.

El ministro alemán de Exteriores, Heiko Maas, indicó que "estamos consternados" por los ataques y "los condenamos en los términos más rotundos. Estos viles hechos se dirigían aparentemente contra personas que rezaban en iglesias en el domingo de resurrección y contra turistas. Nada puede justificar el asesinato de personas inocentes".

"Estamos con Sri Lanka tras los horribles ataques en el Domingo de Pascua. Lamentamos la pérdida de tantas vidas y nuestras condolencias van para las familias y los amigos. Cuando tratamos de dividirnos solo podemos estar unidos", escribió en Twitter el primer ministro de Bélgica, Charles Michel.

El jefe del Gobierno de Holanda, Mark Rutte, calificó en la misma red social de "terribles" las informaciones sobre "los sangrientos ataques a hoteles e iglesias en Pascua" y añadió que los pensamientos están con las víctimas y supervivientes.

El presidente de Austria, Alexander Van der Bellen, también escribió en Twitter sus condolencias a las víctimas y condenó "de forma absolutamente tajante" los atentados "contra personas que rezaban pacíficamente y celebraban misa".

En términos similares se expresó el presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, quien en turco e inglés escribió "condeno de forma tajante los ataques terroristas de la Pascua en Sri Lanka. Esto es un ataque contra toda la humanidad".

Las iglesias cristianas en Tierra Santa expresaron su pesar
Las iglesias cristianas en Tierra Santa expresaron su pesar. "Qué difíciles, irritantes y tristes son estas noticias, especialmente porque los ataques se produjeron mientras los cristianos celebraban Pascua", lamentó el asesor de líderes de la Iglesia en Tierra Santa, Wadie Abunassar, que transmitió su solidaridad con el país asiático y todos sus habitantes "en sus varias confesiones religiosas y orígenes étnicos".

Las iglesias rezan "por las almas de las víctimas" y piden la rápida recuperación de los heridos", agregó en un comunicado.

El primer ministro de la India, Narendra Modi, dijo en un tuit que "no hay lugar para semejante barbarie en nuestra región. La India se solidariza con el pueblo de Sri Lanka. Mis pensamientos están con las familias afligidas y las oraciones con los heridos".

En la misma red social, el primer ministro paquistaní, Imran Khan, calificó de "horrorosos" los atentados y tras dar las condolencias expresó la "total solidaridad con Sri Lanka en su hora de duelo".

El Gobierno de Indonesia en comunicado del Ministerio de Exteriores condenó "con contundencia los ataques con bomba en varios lugares de Sri Lanka" y expresó "sus más profundas condolencias a las víctimas y a sus familiares".

Compatir